Crónica bélica de la vulnerabilidad: “Akim corre”

Reivindico este libro como desgraciadamente necesario contra las guerras, por sus víctimas y por la necesidad de una conciencia lúcida. Es un libro que no tiene edad ni lectura fugaz.

Anuncios